Ciudad Quesada, Alajuela

12 de octubre de 2021
Editorial Team

Reconstruyen 3 escuelas afectadas por el Huracán Otto en la Zona Norte.

Educación

La Comisión Nacional de Prevención de Riesgos y Atención de Emergencias (CNE) concluyó la entrega de tres centros educativos en la zona norte del país, que fueron severamente dañados por el paso del Huracán Otto, en noviembre de 2016.

La inversión en estos proyectos –a los que se suman los centros educativos de Aguas Negras en Los Chiles y de Buenos Aires de Upala, entregados este jueves y viernes- fue de ₡856,834,967.81, provenientes de recursos recaudados por la campaña “Yo nací en este país”, organizada por Repretel en conjunto con el Banco de Costa Rica.

Estas escuelas beneficiarán de manera directa a más de 1.400 familias que podrán enviar a sus hijos e hijas a estudiar en un ambiente adecuado para su proceso de aprendizaje.

El presidente de la CNE, Alexander Solís, dijo sentirse complacido por la culminación de las tres escuelas, recalcando el enlace de esfuerzos entre la empresa privada y pública. “Es muy importante destacar la solidaridad del pueblo de Costa Rica que se ve materializada en estas tres escuelas donde los niños, niñas y adolescentes podrán aprender con todas las condiciones necesarias y seguirán preparándose para el bien del país”, comentó el jerarca.

El Presidente de la República, Carlos Alvarado, agradeció la solidaridad de todas las personas que dijeron presente a la campaña “Yo nací en este país”.

“Estos centros educativos devolverán calidad y dignidad a cientos de estudiantes, y eso me enorgullece, porque la educación es un pilar fundamental para el desarrollo de toda persona”, dijo
Claudia Dobles, Primera Dama de la República y coordinadora de la Región Chorotega, destacó el apoyo y el esfuerzo entre el sector privado, el gobierno y las personas que dieron su contribución para ayudar a reconstruir centros educativos afectados por el huracán Otto.

Escuela Buenos Aires de Dos Ríos en Upala. La escuela de esta comunidad por primera vez dejará de ser un solo espacio donde los niños y niñas recibían las clases divididas por una cortina. Ahora contará con una estructura completa: aula académica, prescolar, módulo administrativo, área de comedor y cocina escolar; además de la batería de sanitarios, plaza cívica, área de espera de padres y el cercamiento perimetral, entre otras.
Jennifer Lara, actual profesora de la institución comentó sentirse muy alegre y satisfecha. “Nos sentimos felices de saber que la infraestructura va a ser más segura para los niños”, expresó.
Por su lejanía con otras localidades, estas instalaciones tienen la particularidad de contar con una “casa maestro”, con el objetivo de mantener al educador de la escuela cerca de su lugar de trabajo.
La inversión de este centro educativo fue ₡322.030.439 y beneficiará a las comunidades de Gavilán y Buenos Aires de Upala.

Deja un comentario